Rokujouma no Shinryakusha!? Shunkashuutou – Otoño

rokujouma_shunkashuutou_image_7

Otoño

El festival cultural había terminado y la temporada había comenzado a sentirse como invierno. Las hojas de los árboles estaban poniéndose rojas, el aire se había enfriado y por la mañana su aliento nublaba frente a ellos. Pero, contrariamente a la refrescante temporada, las relaciones entre Koutarou y las chicas solo se calentaron.

“¡Estás diez años más atrás que yo en este juego, Theia!”

“¡Koutarou, sólo puedes presumir en momentos como éste! ¡Te voy a mostrar quién es el verdadero gobernante! ”

Koutarou y Theia estaban apretando las agarraderas de los controladores y machacando los botones, frente a la TV. Habían sacado una vieja consola de juegos del armario y estaban en medio de una carrera en esta.

Siguiendo con el juego, ellos habían llegado a un entendimiento del otro y dejaron de pelear sobre sus diferencias de opinión. Sin embargo, cuando simplemente luchaban en un juego como este, las cosas se calentaban. Querer ganar en una competencia es sólo como los jóvenes son, no era porque odiaban a su oponente. Más bien, las cosas se calentaban porque sabían que el otro les daría un reto. Para jugar juegos, eran los rivales perfectos.

“¡Da lo mejor, Koutarou! ¡Conseguirme más chocolate depende de ti!”

“¡No pierdas, Theia-chan, no quiero que mi chocolate sea tomado!”

Sanae y Yurika estaban apoyándolos, Sanae estaba animando a Koutarou y Yurika a Theia. Las dos habían apostado sus bocadillos en el resultado por lo que el apoyo se había vuelto más enérgico.

“¡Su Alteza, Satomi-sama, den lo mejor de ustedes!”

Ruth estaba apoyando a los dos. Ella entendía que Theia y Koutarou eran rivales ideales. Theia era una princesa, por lo que no había mucha gente con la que pudiera entrar en conflicto sin segundas intenciones. A través de diversas circunstancias, la enemistad entre los dos se había desvanecido por completo. Podrían estar discutiendo ahora, pero eso era porque era divertido, y eran amigos. Ruth entendía eso y los observaba con una sonrisa. Podrían hablar duramente el uno del otro, y a veces luchar físicamente, pero Ruth sabía mejor que nadie que esa era su forma de jugar.

“He hecho té y bocadillos, vengan y coman cuando se tomen un descanso.”

“¡Es chocolate, ho-!”

“¡Galletas de arroz también, ho-!”

Contrariamente a Ruth, Kiriha no apoyaba a ningún lado. Sin embargo, todo mundo al menos vagamente sabía que no le gustaba la lucha innecesaria y por lo tanto tenían un extraño sentimiento de confianza hacia ella. El de la confianza más fuerte era Koutarou, él había oído acerca de su primer amor y la entendía bien. Así Koutarou empezó a dudar. Empezó a dudar de si realmente estaba aquí para invadir la superficie.

“¡¡Hay un atajo aquí!!”

“¡¡Es por eso que dejé los frenos para el último minuto!!”

En la estrecha imagen de la vieja consola de juegos, los neumáticos de los autos que Koutarou y Theia estaban controlando chillaron y se deslizaron. Sin embargo, las relaciones entre todos ellos no estaban chillando como los neumáticos, estas estaban empezando a ser más como los motores, sin problemas trabajando juntos sin entrar en el camino del otro.

Al final, la carrera fue para Theia. Koutarou tenía la ventaja, y al tratar de alargarla, fue demasiado rápido en una curva y se salió del curso, en este juego, eso no era game over, pero no te hacía perder varios segundos. Theia lo había alcanzado en ese momento y tomado la bandera a cuadros y tomado con gran deleite el arrebatarle la victoria desde las fauces de la derrota.

“Hmph, aunque hayas tenido la ventaja, dejaste ralentizar demasiado tarde y perdiste.”

“Theia, no entiendes el romance de girar a alta velocidad en las curvas.”

“¿Eso es romance? Supongo que no se puede evitar entonces.”

Hasta ahora, Theia se había estado lleno de triunfo, pero al escuchar la palabra romance, ella asintió con la cabeza en comprensión. Koutarou encontró extraño eso y quería saber por qué.

“Lo dejaste con sorprendente rapidez.”

“Aun viéndome así, tengo una comprensión de romance.”

“¿Tú?”

“Si no la tuviera, no habría hecho la obra Caballero Azul.”

“Supongo que sí … aquí.”

Ahora que sabía, Koutarou ofreció su chocolate a Theia. Si había un entendimiento honesto mostrado, perder no se sentía tan mal, por lo que Koutarou no sentía mucha resistencia en dar su chocolate a Theia.

“Gracias.”

Sin tomarlo de él, ella comenzó a comerlo. El chocolate tenía galleta dentro y ella masticaba de arriba y abajo como una ardilla comiendo nueces.

“Eso es de mala educación, Theia.”

“No seas tan tensa, puedo comer los despojos de la guerra como me guste.”

“Aún así, Ruth-san tiene una expresión de miedo.”

“Ejem.”

“¡Y-Ya veo, comer adecuadamente es mejor!”

Theia corrigió su postura y empezó a comer su propio chocolate. Ruth estaba mirando, así que esta vez se aseguró de comer adecuadamente.

“¡Por qué se lo diste, Koutarou! ¡Gracias a ti, Yurika tomó mi chocolate! Y entonces dejaste tomar tu chocolate también…”

Sanae estaba insatisfecha con este resultado. Su plan era que Koutarou ganara y tuviera dos trozos de chocolate y Sanae obtendría el extra que Yurika había apostado y tener dos también. Entonces ella haría que Koutarou comiera los cuatro, para que pudiera saciarse de chocolate y tener una tarde increíble. Sin embargo, Koutarou había perdido destruyendo su esquema y así Sanae estaba desahogando su rabia hacia él.

“Sabes, el ganar depende de tu suerte en el día.”

“El amor hacia Sanae-chan no cambia con el tiempo.”

“¿De qué hablas?”

“No importa, consuélame.”

“Claro claro, qué pena, qué pena.”

“Más noblemente.”

“Fue una vergüenza absoluta, mi lady.”

“Ohohoho, muy bien.”

Sin embargo, para desfogar su ira no pasó mucho tiempo. Para Sanae, comer chocolate y jugar con Koutarou era similar, y así ella había regresado a su buen humor mientras hablaban.

Después de estar de acuerdo en su mayoria con lo que dijo, Sanae regresó a la consola.

“De acuerdo Yurika, ahora es nuestro turno.”

“Ehhh, ¿vamos a jugar?”

“¡Por supuesto que lo haremos! ¡Tomaré mi chocolate de regreso! ”

“¡Obviamente perderé, no quiero!”

Sanae estaba llena de motivación para jugar, pero su oponente, Yurika, tomó sus dulces cerca y retrocedió, sacudiendo la cabeza.

“Koutarou, Koutarou, haz algo.”

“Yurika, si lo haces, voy a echar un vistazo a tu tarea.”

“¡Lo haré! ¡En comparación con la tarea, uno o dos trozos de chocolate son nada!”

En respuesta a la negociación de Koutarou, Yurika volvió rápidamente a la consola y las dos comenzaron el juego de carreras.

“… Koutarou, Yurika pretende hacer que le digas las respuestas.”

Kiriha había estado bebiendo té mientras observaba el progreso de la conversación, pero ahora habló con Koutarou. En lugar de estar sorprendida por lo que estaba haciendo Yurika, ella estaba más interesada en cómo Koutarou pretendía responder.

“Está bien.” Koutarou asintió, una y otra vez, Yurika escogería la opción agradable. Así Koutarou sabía que diciéndole que iba a echar un vistazo a su trabajo era lo mismo para ella como si le dijera que le daría las respuestas. “Por ahora vamos a empezar abriendo el cuaderno para hacer el trabajo. Si ella sigue así podría no llegar al próximo año.”

Dejándola sola, Yurika no haría el trabajo, lo que había sucedido una y otra vez desde la primavera y ahora ella estaba en peligro de no ser capaz de pasar a segundo año.

Él pensó que podría ser bueno dejarla ser y dejar que tenga su merecido, pero de alguna manera no podía abandonarla. Había escrito el guión con ella y ella protegía a Harumi de cualquier daño. Así Koutarou pensó que debía darle algunos hábitos de estudio.

“Eres un hombre prudente, Koutarou.”

“Si la dejo sola y ella falla, yo no sería capaz de despertar, ¿lo haría?”

“Eres amable, Satomi-sama.”

“Esa es una buena tendencia, como un caballero debe ser.”

“No recuerdo haberme convertido en un caballero.”

“¡Ohohoho, primero en forma! ¡No te preocupes, no te preocupes por ello! ”

En algún momento, el estado de ánimo en la habitación 106, se había vuelto relajado. En los meses entre primavera a otoño, varios grandes incidentes habían forjado cambios en los corazones de los habitantes.

Originalmente Koutarou solo pensó en negarse y eliminar a los demás. Pero ahora no hacía tal cosa en absoluto, y si tuviera que eliminarlos, lo haría desde el frente, con las de la ley. En resumen, había madurado.

 

En la habitación 106, los que veían anime eran Sanae y Yurika, pero había una excepción una vez a la semana. El viernes por la tarde, a las cinco y media, había un anime por el que dos de los habitantes estaban locos.

“¡Karama, está empezando, ho-!”

“¡Espera, ya voy, ho-!”

Los dos haniwa se deslizaron delante de la TV, y como si estuviera esperando ese momento, el título del animado apareció en la pantalla y su tema musical comenzó a sonar.

“Ho-.”

“Ho ho-.”

Los haniwa tenían los ojos bien abiertos y se quedaron inmóvil frente a la TV, esperaban por esto cada semana.

El anime que no podían dejar de amar se llamaba ‘GO Haniwamaru Yahoo!’. Se centraba alrededor de un príncipe haniwa lindamente diseñado, y era una historia de emisión semanal dirigida a niños, lleno de amistad, sueños y aventuras. Era un título que había sido popular entre los niños durante mucho tiempo y ya había estado transmitiéndose durante más de veinte años.

“Que genial, el Príncipe Haniwamaru es nuestro sueño, ho-.”

“Él es el mejor, tenemos que ser así también, algún día, ho-.”

El protagonista Haniwamaru era un niño enérgico y alegre. Era a veces egoísta, y fracasaba, pero nunca olvidaba su amistad y coraje, y se levantaba y se enfrentaba a las dificultades que llegaban a su manera. En las ocasiones en que no podía evitar sacar la espada, mostraba una fuerza sin igual. En la pantalla estaba la imagen ideal de un haniwa para Karama y Korama, los dos amaban a Haniwamaru.

“Y Haneena-chan es linda, ho-.”

“Quiero una esposa como ella también, ho-.”

Había otro personaje que les llamaba la atención, la heroína de la historia, Haneena, una chica haniwa. A veces aparecía como una heroína trágica después de haber sido secuestrada por los tipos malos, cada vez ella era salvada por Haniwamaru. Gracias a esto Haniwamaru y Haneena tenía una relación de amor. Era dirigido a niños por lo que la relación era refrescante. Pero había muchos aficionados que les gustaba eso, y no eran pocos los adultos que los señalaban como una pareja ideal.

“Hey, hey, Karama-chan, Korama-chan, ¿que es lo bueno de Haneena-chan? ¿No Dograska tiene un cuerpo más bonito?”

“Tú no entiendes Sanae-chan, Haneena-chan es muy amable, ho-.”

“Dograska tiene una mala personalidad. ¡No importa cuán grande sea su pecho, o que esbeltas sean sus caderas, esa personalidad es horrible, ho-! ”

“Hmm, ponen una gran importancia a la personalidad.”

“¡Lo hacemos, ho-!”

“¡Lo que hay dentro es importante, ho-!”

“Y-Ya veo…”

Sanae aún no estaba de acuerdo sobre la haniwa, pero se sentírías incómodo que se le impida ver más, así que no presionó el asunto.

Koutarou observaba fijamente a los tres que estaban viendo la TV. Ver a las tres inocentes personas siempre lo hacía feliz. Era como ver a tres hermanos menores, para Koutarou, que era hijo único, eso era agradable.

“Satomi-san, Satomi-san, ¿cuál es la respuesta a esta pregunta?”

Lo mismo probablemente podría decirse de Yurika. Pero en lugar de inocente, que era una necesitada hermana menor. Actualmente ella estaba luchando con su tarea de kanji, pero ella había tratado de obtener la mayoría de las respuestas de Koutarou. Por supuesto, Koutarou no tenía intención dárselas.

“¿¡Kyaa!?”

“Mira por ti misma.”

Koutarou golpeó hacia abajo un diccionario de kanji frente a ella, el sonido la sorprendió por lo que ella saltó hacia atrás sin pensar, pero su pereza característica pronto hizo que se opusiera a Koutarou.

“¿¡Por qué te refieres a mí!? ¡Dime por favor!”

“No, hazlo tú misma, te voy a enseñar cómo utilizar el diccionario sin embargo.”

“No importa. Haré que Sakuraba-senpai me diga.”

Cuando se dio cuenta de que absolutamente no lo haría, ella renunció a pedírsela a Koutarou y decidió pedírsela a Harumi al día siguiente. Harumi era más fuerte en el mundo académico que Koutarou por lo que debería ser más fiable.

“Espera, Yurika.”

Koutarou atrapó el brazo de Yurika mientras empezaba a ordenar su tarea.

“¿Por qué?”

“Cuando realmente estés en problemas Sakuraba-senpai y yo no vamos a estar siempre cerca de ti ¿sabes?”

Yurika estaba reprobando, si continuaba así, tendría que volver a hacer el primer año. Pero, por supuesto, Koutarou se convertiría en un segundo año y Harumi se convertiría en un tercer año. Entonces los planes de estudio de Koutarou y Yurika serían diferentes, y Harumi se estaría preparando para los exámenes. Así que si Yurika llegase a reprobar una vez, la posibilidad de que ella pueda reprobar por segunda vez era extremadamente alta.

“¿Estás realmente bien con eso? ¿Está tan mal de una persona?”

“Satomi-san …”

Los ojos de Yurika se ampliaron. Ella estaba esperando que se le diga fuera como de costumbre. Pero lo que salió de la boca de Koutarou fueron palabras de confianza.

“Eso es correcto, en el acuario, Satomi-san …”

Ella recordó de nuevo el otro día, cuando había salido con Koutarou, Harumi y Kenji. Koutarou había dicho creía en ella. Personas que arriesgan sus vidas por que otros no eran así de manera que Koutarou creía en ella ahora. Cuando eso realmente importaba, ella podía hacer bien.

“No puedo permitir que las personas que creen en mí hacia dejen de hacerlo …”

No había muchas personas que creían en Yurika, Koutarou y Harumi eran probablemente los únicos en el momento. Si continuaba echándolo a perder, ella iba a perder esa confianza. Yurika misma entendía esos pensamientos pesimistas. No era como si ella no hubiera crecido nada en estos meses.

“Lo entiendo, lo intentaré.”

“Buena suerte, si realmente no puedes, te ayudaré.”

“… ¿Sólo cuando realmente no pueda?”

“¡Sólo cállate y hazlo!”

“¡B-Bien!”

Dejando la ira de lado, ella no quería hacer realmente lo que no le gustaba. Yurika abrió el diccionario y frenéticamente hojeó.

“… Muy bien, he terminado.”

Entonces, junto a Koutarou, Theia estaba haciendo la misma tarea y puso su lápiz sobre la mesa antes de acercar el trabajo a Koutarou.

“Koutarou, lo siento, pero ¿me dirías donde hice mal?”

“Claro, veamos…”

Theia se había seriamente esforzado en la tarea y preguntó apropiadamente, por lo Koutarou no tenía motivos para ser cruel, por lo que tomó el papel y comprobó las respuestas.

“Sí, hay algunos errores aquí, Theia.”

“Lo sabía.”

Theia le había pedido comprobar porque pensó que había errores. No de ninguna manera era sin talento, pero siendo una alien, el japonés, especialmente el kanji no era algo que había dominado por completo.

“En primer lugar está éste.”

“¿Cual?”

Theia se acercó y miró por encima del papel con él. Mientras lo hacía, algunos de sus cabellos cayeron sobre el papel. Koutarou lo siguió para arriba y se encontró consigo mirando a su rostro. Haciendo esto encontró que el rostro de Theia estaba más cerca de lo que pensaba y su respiración se detuvo.

“¿Q-Qué?”

Al darse cuenta de la mirada de Koutarou voltear hacia ella, Theia miró a Koutarou y se dio cuenta de lo mismo, su propia respiración fue capturada antes de que ella mirara ligeramente. Los dos estuvieron paralizados así durante varios segundos.

“… Bueno … Ufufufu …”

Pero la risa de Ruth mientras los veía los liberó de su parálisis. Con movimientos bruscos y voces incómodas continuaron mirando el trabajo.

rokujouma_shunkashuutou_image_8

“B-Bueno, primero es el carácter para arroz, hay un trazo extra aquí.”

“¿No es el m-mismo carácter que para comida?”

“A veces es, ah, abreviado.”

“A-Ah, bien, ya veo, lo recordaré.”

Continuaron torpemente así por un tiempo. Ruth no lo encontró extraño, pero mordió su sonrisa, pensando en lo que podrían ser en el futuro.

 

Tomó cerca de una hora después abriera el diccionario a Yurika para que ella terminara su tarea. Después de hacer cosas que no estaba acostumbrada a hacer sintió como si su cabeza estallara. Así, se enterró entre sus respuestas, dejándose caer sobre la mesa, como una marioneta a la que le habían cortado sus cuerdas.

“E-Estoy cansada…”

“Bien hecho, Yurika, ¿te gustaría un poco de té?”

“Por favor, Kiriha-san.”

Kiriha comenzó a preparar el té para la agotada Yurika. La manecilla en el reloj ya había llegado a las siete de la noche, así que una vez que terminara esto, Kiriha tenía la intención de ir a ayudar a Ruth con la cena en la cocina.

“Um, um, Kiriha-san.”

“¿Qué pasa?”

“¿Por qué tenemos tarea? ¿No es fácil hacer trampa hoy en día?”

“Fufufu, eso es cierto. Pero hay personas que piensan que es mejor ir por la vida de la manera más difícil, sin trampas. La tarea es para aquellas personas.”

“¿No te parece que es mejor tomar el camino más corto?”

“Yurika, la próxima vez, la ruta más corta para que ti ha cambiado, ¿no es así?”

“Yo…”

Para esta hora, gracias a que Koutarou le enseñó, había aprendido cómo usar un diccionario de kanji. Así que la próxima vez, si tenía un problema, ella no tendría que ir y pedírselo a Koutarou o Harumi para entenderlo, por lo que necesitaría menos tiempo.

“Eso a menudo sucede cuando tomas la ruta más larga y haces el trabajo tú misma. Tomó más tiempo esta vez, pero la próxima vez podría llegar a ser la ruta más corta.”

Yurika levantó la cabeza y miró a Kiriha. Ella estaba preparando el té, y hablando como si no fuera nada especial, pero era muy importante para Yurika.

“Y cuando alguien te está guiando a lo largo de la ruta más corta, no recuerdas la forma correcta, al final vas a tener que preguntar la próxima vez. Así que en general seguir confiando en la gente para eso será la ruta más larga.”

“La ruta más larga … Confiar en la gente será la ruta más larga…”

Yurika entendió eso. Recientemente Koutarou había dicho eso, cuando Yurika estuviera realmente en problemas, Koutarou y Harumi no siempre estarían con ella. Cuando ella estuviera en problemas, no siempre sería capaz de ir a Koutarou y Harumi en busca de ayuda.

“Lo que es importante es decidir qué ruta más larga tomar.”

“Cual…”

Ya sea tomar el camino más corto ahora, y depender de otras personas.

O dejar la ruta más corta para el futuro y deliberadamente tomar la ruta más larga.

Cuándo y dónde tomar el camino más largo, esa no era la única diferencia. Y si Yurika no elegía, el fracaso estaría ante ella.

“Cuando te fijas en una bomba, si piensas que explote porque la mecha aún es larga o si le pones fuego depende de ti.”

La mecha de Yurika no era tan larga, si iba a tomar la ruta más larga, tendría que ser ahora.

“Gracias, Kiriha-san. Voy a pensar correctamente.”

“Eso es bueno. Esta es tu vida.”

“Sí.”

Sólo un poco, Yurika pensó en su futuro. Fue sólo un poco, pero se podría llamar un crecimiento increíble. Se sentía agradecida con Kiriha, que le había dado el consejo que se había convertido en esta oportunidad.

“Ella realmente es …”

Mientras estaban repasando sus respuestas, Koutarou escuchó su conversación, y sus dudas aumentaron. Sus dudas en cuanto a si realmente Kiriha estaba aquí para invadir la superficie.

Sus palabras no hacían que parezca como si lo estuviera. Su amabilidad, aversión a los conflictos e instantánea ayuda cuando Sanae y Theia estaban en problemas. Y ahora, su consejo a Yurika. Dejándola ser podría deshacerse de un rival, así no había necesidad para ella de ayudar activamente. En cualquier caso, ella tenía. Por lo tanto, las dudas de Koutarou se convirtieron gradualmente en convicciones.

 

La cena de hoy era comida frita, y el olor había llenado la habitación. Sanae estaba satisfecha con oler a través de Koutarou.

“¡Koutarou, este olor, es sin duda tonkatsu!”

“Se ve de esa manera, estoy deseando que llegue, la comida frita de Kiriha es sabrosa.”

“La de Ruth ha sido recientemente buena también.”

“¡Me gustan ambas! ¿Qué hay de ti, Koutarou?”

“Sí.”

Sanae compartía los sentidos de Koutarou, por lo que sus gustos eran fundamentalmente los mismos. Las excepciones eran los tomates y los pimientos verdes, los recuerdos que Sanae misma tenía del sabor se sobrescribieron en la información de Koutarou. Sólo en este caso hizo que sus gustos no se alinearan. Pero esto era una excepción al final.

“No me importa, siempre y cuando sea sabroso. Creo que voy a tomar la oportunidad de comer mucho.”

“Bueno, es alto en calorías.”

Yurika pretende saciarse ella misma de tonkatsu. Era una comida que le gustaba, pero era también una buena fuente de nutrientes, por lo que estaba tomando la oportunidad de comer un montón mientras podía. Hubo muchas veces tuvo que irse sin almuerzo y la desnutrición significaría frío en el otoño y el invierno.

Este era un momento en que hablaban de esto y aquello.

“¡Koutarou, Koutarou!”

“¡Tenemos una petición, ho-!”

Los dos haniwa corrían adelante y atrás frente a Koutarou, y al mismo tiempo saltaban allí, sinceramente le atraían.

“¡Tenemos un lugar al que queremos que nos lleves, ho-!”

“¿Dónde?”

“¡Sunrise Ninety, ho-! ¡Aparentemente, hay una exposición Haniwamaru allí, ho-!”

“Y desean verla.”

“¡Así es, queremos que nos lleves, ho-!”

“¡Al parecer hay un Príncipe Haniwamaru y Haneena-chan de tamaño natural, ho-!”

“¿No pueden ir? Puede volverse invisibles y hacerlo.”

“¡No! ¡Somos fans apropiados, ho-!”

“Queremos apropiadamente pagar por la exposición y artículos. ¡Seremos usuarios normales, ho-!”

“Realmente lo admiran, ¿no?”

Al decir eso, Koutarou miró a Yurika. Ella era la que tenía la conciencia más pequeña sobre los derechos de autor.

“¡Pero no podemos ir por nuestra cuenta, sería un alboroto, ho-!”

“Así que necesitamos de Anego y de ti! ¡Iremos como su equipaje, el plan es perfecto ho-!”

Karama y Korama eran fanáticos y querían ir como clientes apropiados. Pero un haniwa vivo verdadero inevitablemente causaría un alboroto, por lo que habían seleccionado a Koutarou y Kiriha como visitantes postizos.

“Así que por favor, ho-!”

“¡Te lo pedimos como un hombre japonés, ho-!”

Después de terminar su explicación, los dos lo miraron suplicantemente. Era la primera vez que le habían pedido algo como esto. Esto era una prueba de lo mucho que admiraban a Haniwamaru y Haneena.

“Bueno, seguro. Ustedes siempre están ayudando.”

Koutarou habían sido salvado por los Haniwa muchas veces. A Koutarou no le importaba pagarles de esta manera.

“¡Hurra! ¡Gracias, Koutarou, ho-!”

“¡Anego, Koutarou dijo que vendría, ho-!”

“Lo siento, Koutarou.”

Entonces, Kiriha entró con una bandeja para la cena. Como habían imaginado, era tonkatsu.”

“Está muy buena, es bueno a veces.”

“Gracias, Koutarou.”

Kiriha le sonrió, ella realmente apreciaba a los haniwa y estaba de verdad agradecida por las palabras de Koutarou.

“Dime, Koutarou, ¿por qué no vamos todos?”

Quien sugirió esto fue Shizuka, siguiendo a Kiriha, llevando la vajilla. Cuando cosas que tomaban tiempo como comida frita se estaban cocinando, Shizuka a menudo comía con la habitación 106. Desde las vacaciones de verano, las cosas habían llegado a ser mucho más tranquilas.

“¿Todo mundo?”

“Sí, Sunrise está cerca de la ciudad, ¿verdad? Voy de compras a veces. Y en el camino de vuelta podríamos ir a la montaña Kisshou y mirar las hojas de otoño.”

“Ya veo, así que eso era.”

Ir a la ciudad sólo para el evento Haniwamaru era una pérdida, así podrían ir a divertirse al mismo tiempo, y si ellos se estaban divirtiendo, todo el mundo debería ir. El plan de Shizuka era simple.

“Karama, Korama, ¿qué les parece?”

“¡No nos importa ho-!”

“¡Queremos jugar con todo el mundo, ho-!”

Los haniwa alegremente aceptaron. La exposición de Haniwamaru no era un evento a gran escala, mirar alrededor no llevaría muchas horas, incluso incluyendo la esquina de ventas, una hora, probablemente sería suficiente. Los haniwa quería jugar un montón, por lo que la sugerencia de Shizuka era justo lo que querían.

“Está bien, todos podemos jugar juntos de vez en cuando.”

“¡Estoy de acuerdo!”

Al lado de Koutarou, Sanae aprobó con entusiasmo.

“Eso es bueno, Karama, Korama.”

“¡Vamos a jugar mucho, ho-!”

“¡Estoy deseando que llegue, ho-!”

Los dos saltaron alrededor de Kiriha.

“Oye, Ruth-san, cerca de Sunrise, hay algunas tiendas con las últimas revistas.”

“¿¡En serio, Shizuka-sama!? ¡Realmente me gustaría ir!”

“Por cierto, Theia, Sunrise tiene una famosa tienda de juegos de segunda mano cerca de él, hay una montaña de viejos-”

“¡Muéstrame! ¡Ese es nuestro objetivo!”

“Um, um, ¿podemos invitar a Sakuraba-senpai también?”

“¡Por supuesto! ¡Nos agrada Harumi-chan, ho-! ”

“¡No podemos dejar que nos vea, pero podemos hacer eso, ho-!”

No tenían objeciones con que otros vengan a jugar. Todo el mundo aceptó fácilmente salir en su próximo día de descanso.

 

Después de la cena, comenzaron a decidir qué día irían. Inusualmente, los líderes fueron los haniwa. Ellos fueron los que llevaron a esto, por lo que, naturalmente, estaban en una posición de liderazgo.

“Karama-chan, Korama-chan, Sakuraba-senpai dijo que podía ir en el teléfono.”

“¡Gracias, Yurika-chan, ho-!”

“¡Harumi-chan irá también, ho-!”

“Pero ¿está bien para que ella venga? Va a ser malo si los ven, ¿no es así? ”

“Incluso si Harumi-chan no estuviera, tendríamos que ser invisibles, ho-.”

“¡Haniwa moviéndose llamarían la atención, no queremos tener más atención que el príncipe Haniwamaru, ho-!”

“Ya veo, eso es cierto.”

Al hablar con todo mundo los haniwa anotaron el plan en la parte posterior de los periódicos dispersos. Quienes irían, donde irían y la ruta así como desviaciones del plan.

“¡Creo que lo mejor es conocer al Príncipe Haniwamaru primero, ho-!”

“¡Tenemos que ir a la tienda mientras que todavía tienen stock, ho-!”

“Entonces vamos a hacer las compras luego, ¿estás esperando por ello, Ruth-san?”

“Sí, voy a mirar las revistas y os haya preparado.”

“Pero Shizuka, pasar por todos los lugares como que tomará mucho tiempo, ¿verdad? ¿No vamos estaríamos viendo las hojas en la noche?”

“Hmm, eso es correcto …”

“Entonces, que tal esto, después de ver a Haniwamaru, cada uno puede hacer lo que le gusta hasta el almuerzo.”

“¡Eso es Ane-san! ¡Haremos eso, ho-!”

“Y después que todos comamos, vamos a ver las hojas.”

“Puedo ir a ver las cosas de béisbol, así que estoy acuerdo. Después de todo, las chicas no quieren ir a una tienda de béisbol.”

“¡Quiero ir a una tienda de anime! ¡El CD Character Song de Love Love Heart debería haber salido!”

Suponiendo que el horario estaba en su mayoría ordenado, Koutarou se levantó y se dirigió al armario. Era la rutina diaria que jugaran un juego para determinar el control de la habitación 106, por lo que se estaba preparando para eso.

“Todo mundo, ¿que jugaremos esta noche? Es tarde ¿así que tal algo como cartas? ”

Koutarou pensó que cartas era apropiado para hoy, habían utilizado el tiempo para arreglar la salida, por lo que jugar a las cartas, que eran usadas por todos, sería lo mejor.

“¡Deja eso por hoy! ¡Vamos a decidir correctamente dónde vamos!”

“¡Así es, los juegos de segunda mano son más importantes que jugar en este momento!”

“¡Satomi-san, estarás escoltando a Sakuraba-senpai así que no pienses en cosas inútiles, tomar esto más en serio por favor!”

“Shizuka-sama, no podemos levar todos los paquetes de todo esto.”

“Fufufu, yo creo que está bien si tenemos a Satomi-kun para llevarlos.”

“Lo llevaremos, ho-.”

Pero las chicas no parecían consideran el juego en absoluto, sus cabezas estaban llenas de ideas sobre cómo pasar su día libre y divertirse.

“Ustedes…”

En respuesta a su reacción, se detuvo sin habla, con sus ojos muy abiertos. Encontrando extraña su reacción.

“Qué pasa, parece que acabas de ver un fantasma.”

“Kiriha-san …”

“¿Es extraño que nadie vaya a jugar?”

“S-Sí…”

Él asintió con torpeza en respuesta. Estaban todos reunidos aquí porque querían la habitación 106. Incluso si lo saltaran temporalmente, había un gran significado detrás de esto. Que algo haya aparecido que las hiciera enfocarse más que en tomar la habitación.

“Es cierto, estamos abandonando lo que debería ser lo más importante para nosotros, es extraño. Pero, Koutarou, ¿y tú? ¿Crees que hay que jugar a un juego ahora?”

“… No, creo que podemos hacerlo en otro momento también.”

Y más que nada, lo que lo había confundido era que no creía que era necesario forzar un juego. Sólo sugirió un juego porque era un hábito diario, y los horarios diarios tenían un significado más fuerte para él que la mayoría de la gente, con él siendo de mentalidad deportiva.

“Está bien, incluso si no se lucha por la habitación.”

“Está bien. Pienso lo mismo.”

“¿Hey, Kiriha-san?

“¿Sí?”

“En serio-”

“¡Koutarou, ven aquí un segundo! ¿¡A dónde quieres ir!?”

“¡Así es, Koutarou, Kiriha, no pretendan que no guardan relación, vengan y participen! No podemos continuar.”

“¡Satomi-saan, haz que todo mundo me deje ir a la tienda de anime también!”

“Él ya tiene que llevar los paquetes de tres personas.”

“Shizuka-sama, eso es un poco…”

“Finalmente, podemos conocer al Príncipe Haniwamaru, ho-.”

“Podemos comprar artículos de Haneena también, ho-.”

“Parece que eso es lo que es, vamos a dejar las cosas complicadas para más adelante.”

“Es cierto.”

Con todo el mundo agitado, Koutarou y Kiriha intercambiaron una pequeña sonrisa. Entonces Koutarou cerró el armario y volvió a la mesa con Kiriha.

 

El teleférico en el que viajaban se deslizó por la pendiente. Había mucha gente que había venido a ver las hojas, así que había muchas personas que viajaban, por lo que este se sacudió. Ellos fueron empujados espalda con espalda, así que esta era una situación incómoda.

“Gracias, Satomi-kun.”

“No te preocupes, un trabajo de los miembros del club es proteger a su líder.”

“Bueno … Satomi-kun …”

A medida que bajaron del teleférico, Harumi bajó la cabeza hacia Koutarou. Él había asegurado que no tenía que poner demasiado peso en ella. El cuerpo de Harumi era débil, y ellos la habían invitado, por lo que protegerla era lo que él pensaba debía hacer.

“Hm, eso está muy bien.”

Theia, que estaba escuchando de cerca, pisó su pie derecho, ella no estaba contenta con Koutarou, pues ella planeaba hacer que la sirva, protegiendo a Harumi.

“Bastarda, ¿estás buscando pelea?”

“¡Hay muy buenas críticas y una oferta especial ahora!”

Rápidamente comenzaron mirarse el uno al otro y la atención de Koutarou se centró únicamente en Theia. Originalmente, Harumi se habría preocupado, pero después de sus experiencias con Koutarou en la obra, había aumentado su confianza y Yurika estaba en silencio apoyándola, así que no podía ser así.

“¡Da lo mejor, Theiamillis-san!”

“Ves, Harumi está de mi lado.”

“¿¡S-Sakuraba-senpai!?”

“Fufu, lo siento.”

No podía actuar directamente todavía, pero podía apoyar a Theia y cambiar el tema. Harumi también había crecido mucho desde la primavera.

 

Después de que el grupo se bajó del teleférico, siguieron subiendo la pendiente por un tiempo para montar un ascensor hasta su destino.

Habían venido a mirar las hojas de otoño, y la montaña Kisshou tenía un sendero bien conservado para subir la montaña con facilidad. Y con el teleférico y el ascensor, llegaron a la cima rápidamente. Gracias a esto, independientemente de su edad, todo el mundo podía disfrutar de la montaña y el área había sido amada por los habitantes desde hace bastante tiempo.

Koutarou estaba en la retaguardia. En su mirada estaban las espaldas de las chicas. En la parte delantera estaban Theia y Harumi, los dos tenían sonrisas, posiblemente estaban hablando de la obra. Tras ellas estaban Shizuka y Ruth, las dos estaban sonriendo ligeramente y mirando las hojas alrededor de ellas. Detrás de ellas estaban Kiriha y Yurika. Yurika se había resbalado y caído y Kiriha estaba caminando detrás de ella, mirando el bulto en su cabeza. El rostro de Yurika estaba manchado de lágrimas, pero viendo el rostro de Kiriha, obviamente era nada importante.

“Hoy fue muy divertido, ho-.”

“Estoy feliz, ho-.”

“Esto no ha terminado todavía, aún podemos divertirnos.”

“Así es, ho-.”

“Vamos a subir a la cima y ver el atardecer, ho-.”

“¡Y después podemos ir a la tienda de té en la cima! ¡Vamos a disfrutar hasta el final, verdad, Koutarou!”

“Sí. Por cierto, esa tienda de té es famosa por sus bolas de dango y konjac.”

“¿¡De verdad!?”

“¡Estoy deseando que llegue, ho-!”

“¡Vamos a comer mucho, ho-!”

Luego en la parte trasera estaban Koutarou, los dos haniwa y Sanae. Sanae y los haniwa no podían hablar cerca de Harumi por lo que, naturalmente tendían a terminar en el lado opuesto. Koutarou estaba caminando en la parte trasera por lo que terminaron las cuatro de ellos caminando juntos.

“Entonces, ¿hicieron todo lo de su evento Haniwamaru?”

“¡Entendí la grandeza del Principe Haniwamaru, algún día vamos a ser así, ho-!”

“¡Haneena-chan era linda, quiero una esposa así, ho-!”

“Por cierto, acepto que Dograska es una mala persona ahora.”

“… En general está bien entonces.”

Koutarou asintió a su felicidad y siguió observando a las chicas en frente de ellos. Para Koutarou, no sólo eran los tres que tenía más cerca, podía ver la felicidad de las seis chicas, delante de él. Disfrutando lentamente su día de otoño fuera, todo el mundo estaba satisfecho.

“¿Qué es lo que estamos haciendo …?”

Desde el principio, Koutarou debería haber estado luchando por la habitación 106. Pero ahora, la habitación 106 estaba vacía y todo mundo había venido a jugar. Las chicas no parecían como invasoras en absoluto. Sin embargo viéndolas, que eran adolescentes normales. Koutarou no se podía tener mala voluntad frente a eso. Más bien, era todo lo contrario, Koutarou confiaba en las chicas. Si fueran a tomar la habitación, sería con las de la ley. Y cuando ellos estuvieran en problemas se ayudarían mutuamente. En algún momento, Koutarou y las chicas habían dejado por completo de ser enemigos.

“¿Yo seriamente tengo la intención de echarlas…?”

Koutarou se sentía feliz mientras veía sus sonrisas, y se molestaba cuando veía sus rostros preocupados. Así que incluso si él reunía todos los puntos, no podría sacarlas. Sería triste que ellas no lograran sus objetivos, y no sería capaz de ver sus sonrisas.

“¿Qué … qué quiero hacer con ellas …?”

Koutarou se preguntó a sí mismo. Se había estado preguntando a sí mismo esto a menudo recientemente. Pero nunca pudo responder y él mismo se daba vueltas con la pregunta.

“Kiriha-san, ¿has montado un ascensor antes?”

“Sólo he montado el del túnel, por lo que es la primera vez que monto uno con una vista como esta.”

“La tecnología de Ruth-san y Theia es demasiado avanzada, ¿verdad?”

“Eso no es cierto, atracciones turísticas y lugares donde el ambiente es importante usan ascensores.”

“¡Satomi-kun!”

“¡Koutarou, date prisa, nos tomaremos una foto!”

“Koutarou, todo mundo está esperando.”

“Voy en camino.”

“Seguro.”

“Ho-.”

“Ho ho-.”

Koutarou se apresuró y Sanae y los haniwa lo siguieron.

“Siempre son así, siempre esperando por mí. Son invasoras, pero … ¿qué somos realmente …?

Las preocupaciones de Koutarou eran extremadamente complicadas, por lo que necesitaría un tiempo más largo para llegar a una conclusión.

 

Mofumofu Translation

Sit, read and mofumofu

Cloudy Translations

Translating Lazily

Konkosite

To be a Konko, you must first be a Kon

Lazy NEET Translations

translating whenever I feel like it

Vestige Translations

A Translation of 精霊幻想記

Mofumofu Translation

Sit, read and Mofumofu!

ValkarRouse Work

Traducción de algunas Novelas Ligeras.

Mountain of Pigeons Translations

Pigs Can't Fly, But One Might

KONDEE Translations

Light Novel translation group

Firebird's Nest

The one who puts the LATE in TransLATE

bakapervert

A Pervert's Idiotic Whim

A %d blogueros les gusta esto: